Acerca de Lola

Lola, artista cocinera

Me encanta la cocina.

Por circunstancias de la vida pase parte de mi niñez y de mi primera adolescencia en casa de mi abuela Dolores, que además de darme todo su cariño se implicó seriamente en mi formación integral como persona. Además de cuidar de que estudiara y practicara deporte, se preocupó de enseñarme diferentes habilidades relacionadas con el hogar: Costura, plancha y especialmente cocina.

Su cocina de tradición ancestral y raíz murciana me tenía fascinada y además me gustaba mucho, simplemente disfrutaba, para mi era como un juego ignorando que se estaban construyendo los cimientos de lo que sería una vocación para mi en el futuro.

Mi traslado a Barcelona en plena adolescencia, me permitió descubrir nuevas tradiciones culinarias que ampliaron mi visión gastronómica . A través de la familia del que después se convirtió en mi marido, pude conocer una serie de platos exquisitos de la cocina catalana que poco a poco fui incorporando a mi “pequeño recetario”

Años más tarde ya casada, coleccionaba y encuadernaba revistas de cocina, de las que ensayaba sus recetas, algunas veces modificándolas y fusionándolas con mi experiencia.

Pronto sentí la necesidad de adquirir mayor técnica y conocimiento y no paré hasta conseguir entrar en la Escuela de Cocina de la Diputación de Barcelona. Allí tuve la suerte de coincidir a un profesorado excepcional cuya máxima referencia era Montserrat Seguí de Caralt que, además de poner atención en la difusión y actualización de la cocina tradicional de la zona, prestaban gran atención a lo mejor de la cocina internacional, que en aquella época estaba muy influída por la francesa, tanto tradicional como la “nouvelle couisine” .

Mas tarde por motivos profesionales de mi marido, nos trasladamos a vivir a Madrid donde pude adquirir un mayor conocimiento de la cocina castellana con materias primas de gran calidad y cocciones extraordinarias al horno de leña. Seguí estudiando y experimentando por mi cuenta, siempre tratando de construir sobre unos cimientos que creo han sido y siguen siendo mis señas de identidad y que expongo a continuación:

a) , Atención a la calidad de los alimentos

b). Fuentes de suministro de proximidad y productos de temporada.

c). Higiene y limpieza a tope tanto en la manipulación como la conservación de los alimentos.

d). Cocina con productos e ingredientes saludables.

e). Prevalencia de recetas que destaquen, refuercen o complementen al alimento “protagonista”.

f). Innovación con respeto a la tradición y sus fundamentos.

g). Ser un eslabón en la cadena de transmisión a las nuevas generaciones.

Por qué esta página web

Desde siempre me ha gustado reunir a la familia a comer en casa, ha sido una ocasión de encuentro y relación entre los diferentes miembros, fomento de un sentimiento de pertenencia y la oportunidad de compartir valores y tradiciones. Un psicólogo lo puede identificar como un cierto sentimiento “tribal” , no muy distinto a la “mamma” italiana o la “ama” vasca, pero también a una madre o abuela murciana.

Hijos, nietos, hermanos con frecuencia me han pedido alguna receta, consejo o instrucciones para elaborar un plato. También amigos e incluso conocidos que hemos coincidido haciendo la compra en el mercado.

Pensaba en “pasar a limpio” mis apuntes y entregarles una copia a hijos y nietos, cuando mi hijo me propuso publicarlo en una página de internet para permitir una más fácil transmisión, poder tener el archivo a mano en cualquier lugar del mundo y poder hacer partícipes de mis recetas y experiencias a muchas más personas.

Acepté la sugerencia y su ayuda para llevarla a cabo con la ilusión que las próximas generaciones puedan consultar y conocer las “recetas de su abuela”. Al subirlas a mi página web, paso además a compartirlas con “todo el mundo”. Me parece positivo intercambiar mis modestos conocimientos y experiencias culinarias con cualquier persona que pueda estar interesada, quizás muchas anónimas que no hemos tenido la oportunidad de conocernos personalmente, lo entiendo como un gesto fraternal hacia los demás que espero sea mi “grano de arena” para una sociedad más humana y solidaria.

La información que se transmite forma parte de la experiencia de toda una vida, seguro que se habrán deslizado errores involuntarios y que habrá recetas que no sean de vuestro agrado o para las que tengáis mejor alternativa. La decisión de atreveros a cocinar cualquiera de ellas será siempre vuestra y al hacerlo automáticamente liberáis de cualquier responsabilidad a la autora de esta página web.

Con el deseo de que disfrutéis, por lo menos tanto como yo, al cocinar las recetas recibid el afecto y un saludo muy cordial de

Lola